martes, 13 de agosto de 2019

Figurita 143 - Steve Durante - Airbus UK

Steve Durante - Airbus UK

Siempre hay una persona a la que envidiamos y a la vez admiramos. Steve Durante era una de esas personas. Él tenía todo lo que un hombre de bien (?) podría desear. Éxito, fama, valentía, mujeres… un Bon Vivant de aquellos.

Los sábados por la tarde siempre se lo podía encontrar en la cancha defendiendo los colores del Airbus UK, el equipo de la empresa donde él trabajaba. Goleador y crack del equipo cada vez que hacía un gol lo festejaba tomando una copa de Martino atras del arco, rodeados de sus voluptuosas botineras que lo iban a alentar en cada encuentro del equipo Galés.

En una ocasión metió 5 goles y tuvo que dejar su Aston martin a un lado ya que no podía manejar… pero como su casa quedaba a pocas cuadras del estadio fue llevado en andas por los hinchas con una parada previa en un pub donde entonó una versión acapella de “My Way” y todo el publico aplaudio.

Pero ser futbolista era su trabajo part-time. El resto del tiempo se lo podía ver en la fábrica de Airbus donde era piloto de prueba. Era el que probaba todos los aviones y un verdadero maestro a la hora de pilotar. la leyenda cuenta que aterrizó un A380 sin motores y aterrizando sobre un campo de magnolias sin haberle provocado ningún daño al avión. Y provocando que todas las flores se vuelen por el cielo para caer en las calles del pueblo donde fue recibido como un héroe y llevado en andas con una previa parada en el pub donde interpretó una versión acapella de “Fly me to the Moon” y donde todo el publico aplaudio.

En otra ocasión comando una misión relámpago a Sudán donde rescato 3700 Gatitos bebes aterrizando por apenas 5 minutos en pueblo sudanés y combatiendo con apenas una pistola a terroristas mata gatitos. Por esta heroica acción recibió los más altos honores de parte de la Corona Británica. Y hay una fundacion de proteccion felina a su nombre.

Lamentablemente nuestro héroe tento su suerte durante un entrenamiento en la fábrica de Airbus, cuando una pelota fue dentro de una turbina de un A320 sin saber que los motores estaban siendo probados. El final fue una descuartizacion total de nuestro héroe reducido a miseros pedacitos de carne.

Los restos de sus restos fueron sepultados en la fábrica de Airbus y descansan bajo una estatua de el.

martes, 28 de mayo de 2019

Figurita 142 - Dieter Frege - Fortuna Dusseldorf

Dieter Frege - Fortuna Dusseldorf

Con su look ochentoso era una de las grandes promesas de la cantera del Fortuna Düsseldorf. Había salido goleador en todas las categorías donde jugó y durante sus dos primeros años en la primera del “Flingeraner”  logro afianzarse en el equipo titular a fuerza de goles.

Todo venía bien, había rumores de transferencias a los gigantes europeos y hasta los sponsors se acercaban para que Dieter y su bigote sean la cara de su marca. Pero el destino le jugó una mala pasada y le presentó a esa blanca mujer que lo llevó a la ruina: La Crema Chantilly.

Dieter no pudo controlar sus excesos por la sustancia blanca, se alteraba si no desayunaba con crema, si no almorzaba frankfurters con papa y crema chantilly encima. Todo era crema. En un restaurante de Dusseldorf pueden encontrar un postre llamado el “Dieter Frege” que consiste de Crema con crema.

Y claro esa blanca mujer vino con consecuencias. Una suba de peso considerable para el tanque alemán que ahora era un tonel. Su carrera se hundia medida que su peso subia y subia.

A los 24 años Dieter deja el fútbol y con los pocos ahorros que tenía se pone una pastelería llamada “La Crema de la Crema” que en alemán sería algo así como “Die Sahne der Shaner” donde tenía una gran variedad de platos los cuales todos tenían crema. Pero a la gente no le atrajo demasiado eso de comer carne con crema o sopa de batata con crema chantilly así que el negocio rápidamente se vino abajo.

Con casi 300 kilos encima y en la bancarrota Dieter Frege decidió poner fin a su vida. Se tiro de un barranco y su cuerpo rodo y rodo impactando contra un colectivo de jubilados haciéndolo volcar por el barranco y provocando la muerte de 12 ancianos y un coordinador.

Dieter sobreviviría a tal tragedia pero moriría en la carcel 5 meses mas tarde por abstinencia de Crema Chantilly. Hoy en Dusseldorf se lo recuerda todos los 3 de Agosto (día de su muerte) donde los Dusseldorfianos arrojan crema al Río Rin, aunque todo esto puede ser un mito.

lunes, 18 de marzo de 2019

Figurita 141 - Viktor Kokosov - Dinamo Moscu

Viktor Kokozov - Dinamo Moscu

Ivan Kuriakin nació a mediados de los setenta en la Unión Soviética. Se crió en el barrio de Voykovsky, en los suburbios de Moscú. El soñaba con  jugar al fútbol en el Dinamo Moscú, el equipo del que era hincha. Lamentablemente no tenía ni el talento necesario ni la disciplina para llegar al menos a jugar en las inferiores del equipo moscovita.

A los golpes Iván terminó el colegio y por un contacto pudo conseguir trabajo rápidamente en la planta de ensamble de Lada en Moscú. No era lo que más le gustaba pero le servía para subsistir en la Unión Soviética de los ochentas.
Si bien tenía dinero suficiente para salir de vez en cuando, llevar a pasear a su novia Katrina y hasta conseguir discos de contrabando. Cada noche que apoyaba la cabeza en la almohada soñaba con los goles que iba a hacer con la camiseta del Dinamo. Claro que ese sueño se iba disipando a medida que el tiempo avanzaba y su vida seguía igual. Ivan que su cuerpo ya no era el mismo, estaba algo descuidado y que obviamente ya no estaba en edad de futbolista.

Iván se deprimio… no había nada en la vida que lo lograra hacer feliz, no le alcanzaba con ir a ver de vez en cuando al Dinamo, el queria estar ahi adentro del campo de juego, el queria patear la pelota y gritar un gol de cara a la hinchada.

Entrados los 30, Ivan ya estaba casado con Katrina y tenían dos hijos. Ya por los contactos de su padre lo habían ascendido de puesto en la planta de ensamble de Lada. Todo parecía funcionar bien visto desde afuera pero adentro de la cabeza de Iván su cerebro se estaba derritiendo. Una especie de fisión Nuclear Cerebral.

Y entonces los pensamientos y fantasías de ser futbolista dejaron de estar solo a la hora de dormir y pasaron a estar en el tiempo libre, en el trabajo, en la cena familiar, en todo momento. Y esto le traía personales con sus amigos, su familia y obviamente en el trabajo. Para ese entonces la Unión Soviética también había comenzado su colapso y todo el mundo estaba preocupado. Todos menos Iván que seguía en su nube de pedos de futbolista frustrado.

Y obviamente Ivan tambien colapso. Un dia en el trabajo se suponía que Ivan estaba poniendo los motores en el nuevo modelo de Lada (que era igual al modelo anterior) y si bien físicamente él estaba con el motor, su mente estaba anotando un gol en el clásico vs. el CSKA. Tan compenetrado estaba con su fantasía que Ivan gritó el gol que acababa de convertir y soltó la cadena que sostenía el motor. El motor lo aplasto.

Agonizando lo atendieron rápidamente y por suerte lo que parecía un accidente moral no parecía ser tan grave. Ivan recobró el conocimiento mientras le sacaban el motor de encima y mientras todos los compañeros lo miraban y le hablaban para que se mantenga consciente, Iván pudo divisar entre la multitud una cara conocida, era el mismísimo Joseph Stalin o mejor dicho, su fantasma.

El fantasma de Stalin dijo que venía a ayudarlo… era Octubre y como cada Octubre el fantasma de Joseph aparecía para cumplirle deseos a los ciudadanos de la Unión Soviética. En este octubre de finales de los 80 el fantasma de Stalin estaba visitando a Ivan Kuriakin. Stalin le preguntó a Iván que deseaba y este le contestó que lo unico que queria era jugar al fútbol en el Dinamo Moscú. El fantasma de Stalin se quedó pensativo y le dijo que podía cumplirle el sueño pero que tenía que dejar todo atrás y que obviamente olvidara su vida, sus hijos, su familia y hasta Katrina. Ivan lo miro a Stalin y cerró los ojos.

Ese mismo día a esa misma hora en la otra punta de Moscú nació Viktor Kokosov. Viktor Kokosov es uno de los mejores jugadores de fútbol que dio toda rusia. Su aspecto de obrero de fábrica engaña a sus rivales que no pueden entender como ese hombrecillo con pinta de obrero sea tan dócil y veloz con el balón. Viktor Kokosov jugó toda su carrera en el Dinamo anotando cientos de goles. Recibió ofertas de los clubes más importantes del mundo pero las rechazó a todas, al fin y al cabo el sueño de su vida era jugar en el Dinamo Moscú.

martes, 5 de marzo de 2019

Figurita 140 - Filiberto Gonzalez - Amkar Perm

Filiberto González a fines de los 90 quedó embelesado por las T.A.T.U una pareja de chicas rusas que conquistaron el mundo cantando “All the Things She Said” vestidas de colegiala y haciendo un acting lésbico soft delante de un grupo de personas que miraban horrorizadas. Con el tiempo nos enteramos que Julia y Lena (así se llamaban) solo hacían un acting y no eran pareja ni mucho menos.

Pero toda esta ola de Pop-Lesbico post-perestroika se instaló en la cabeza de Filiberto Gonzalez. Filiberto es uno de esos tipos que no tiene carisma, no es gracioso y es contador. Para suplir esas carencias, Filiberto se la da de intelectual, estudia Historia Rusa, fuma en pipa, se dejó la barba y en los restaurantes pide el plato más exótico que hay. Todo para impresionar a las chicas que en un principio caen ante este personaje hasta que se dan cuenta que es un pajero.

Pero Filiberto tiene una virtud, sabe jugar al fútbol. Lejos está de ser crack ya que fue rebotado de Comunicaciones y Platense pero digamos que la mueve.

Fue así que un dia se canso de ser rebotado constantemente en todas las “cervecerias artesanales” de capital federal y partió hacia la madre Rusia. Filiberto creía que su encanto latino serviria para enamorar a una rusa y asi por fin conseguir una mujer,

Las primeras semanas en Rusia no fueron fáciles, se ofrece como profesor de Español o de contador, pero no lograba conseguir trabajo… mucho menos lograr una cita.
Hasta que un día el dios del futbol lo iluminó… un señor lo vio jugar en un parque con otros extranjeros se le acercó y le ofreció jugar en su equipo. Ese señor era el “Ojeador” del Amkar de Perm. Filiberto sin dudarlo aceptó, este señor le dio las direcciones y Filiberto viajó a la lejana Perm.

Tras dos días de viaje Filiberto se presentó en el club con la carta de recomendación del Ojeador. Y ahí arrancaron los problemas. En el club le explicaron que el señor ojeador había sido despedido hace 3 meses por estar bastante seguido en estado de ebriedad y reclutar jugadores en los parques de toda Rusia. Evidentemente Filiberto era el reciente fichaje etílico de este señor.

Sin dinero y desahuciado Filiberto imploro por quedarse en el club como canchero, alcanzapelotas o lo que sea… pero gracias a su título Universitario quedó como como Contador del Club. La historia no termina de la mejor manera, el Amkar quebró y desapareció de la faz de la tierra. Filiberto volvió a Buenos Aires donde aún busca una mujer… lo podes ver ahi en tu cervecería amiga, sobre una mesa leyendo poesía rusa y tomando la cerveza más extraña que sirva el lugar. Te mirara se rascara su barba, cerrará el libro que lee y te dira “Hola preciosa, sabes que estuve viviendo en Rusia y nunca vi una mujer hermosa como vos?” y así arranca… a vos muchacha Argentina cuidate de los Filibertos que pululan la ciudad.

lunes, 25 de febrero de 2019

Figurita 139 - Ricko - Southampton


Ricko my Man!

His names is Ricko
A good Totton neighbour
He sings whilst he drives his limo,
To the department of labor.

He played with the saints
But he become injured
He has many complains
So his manager fingered

Poor old Ricko
He can´t sit anymore
He can´t dance no more Disco
And he´s knackered his backdoor.

Oh Ricko my man
You were a great Player
I was your number one fan
And now I´m your cosplayer

So you lost all your money
In some strange turtle races
But dont worry you honey
You can live under my starcases

Ricko My Man
Such an excellent winger
Waiting for the retirement plan
And became a folk singer

martes, 8 de enero de 2019

Figurita 138 - Mamberto Paulista - Sao Paulo

Mamberto Paulista

Hay veces que una persona es dos personas, son esas cosas que la ciencia no puede explicar. Mamberto Paulista y Alberto Carlos Mactas son la misma persona.
Alberto Carlos Mactas nació en el barrio porteño de Lugano, no solo no le gustaba el fútbol si no que las veces que jugó era simplemente horrendo.
Alumno medio pelo, no le alcanzaba para abanderado en el colegio ni tampoco para ser del grupo de los revoltosos de fondo. Usaba anteojos ya que era bizco y a veces babeaba un poco cuando se emocionaba hablando de astronomía.

Resulta que Alberto Carlos Mactas era fanático de los planetas y hasta escribió una tesis titulada “Mi Planeta Favorito” en 7mo grado para su clase de “Ciencias Naturales”. Dicha tesis fue desaprobada con un 1 y Carlos Alberto Mactas fue a recuperatorio pintando bolitas de telgopor y armando un Sistema Solar típico.

Cuando el tenia 17 años su madre cometió un error que cambiaría para siempre la vida de Alberto Carlos Mactas. Era Enero en Lugano (como en el resto del mundo) los 35 grados se hacían sentir fuerte y el sol calentaba el asfalto de la calle haciendo un horno de la ciudad. Sediento tras andar en bicicleta Alberto Carlos Mactas llegó a su casa sediento. Su madre le sirvió un vaso de jugo de naranja para reponer algo de Vitamina C. Pero la madre nunca se dio cuenta que no era jugo normal de sobrecito si no que era una botella de jugo concentrado para diluir. El calor era letal y la sed acechaba a Alberto Carlos Mactas, así que este cual borracho se mandó un fondo blanco de jugo concentrado marca “Suin”.

El efecto del “Suin” sin diluir fue trágico. Inmediatamente Alberto Carlos Mactas se desmayó y fue internado de urgencia en el nosocomio más cercano. Las noticias no eran alentadoras, los doctores al tanto del accidente con jugo concentrado advirtieron a la madre que probablemente la vida de su hijo nunca volvería a ser igual. Y asi fue.

Tres meses después Alberto Carlos Mactas despertó del coma. Los doctores revisaron al paciente y no encontraron daño alguno en Alberto Carlos Mactas, su cerebro funcionaba a la perfección, ya no babeaba ni era bizco y todo su aparato digestivo estaba intacto. El único problema es que Alberto Carlos Mactas no respondía a ese nombre y ya no hablaba una palabra en español. Ahora hablaba un perfecto portugués.

Entre alegría y preocupación su familia consiguió un traductor. Y así fue que el explico que se llamaba Mamberto Paulista, que si bien se acordaba de toda su vida el ya no se sentía esa persona que era. El era un brasilero criado en Jabaquara encerrado en el cuerpo de un argentino.

Los meses pasaron y ya nada fue igual. Al poco tiempo de cumplir los 18 años, el ahora Mamberto Paulista abandonó a su familia en Lugano y con sus pocos ahorros, con los que tenia pensado comprar un telescopio, sacó un pasaje a San Pablo.
Los astros del fútbol se alinearon y Mamberto Paulista llegó al fútbol profesional en el Sao Paulo donde disputó un puñado de temporadas. Era bueno y los periodistas aseguraban que Mamberto paulista iba a ser el primer argentino en jugar para la selección de Brasil.

Pero la fama le presentó a una blanca mujer que cambiaría su vida nuevamente y esta vez para siempre. Un dia cuando Mamberto Paulista se iba a hacer un licuado de bananas para recuperar potasio, nadie noto que la leche estaba vencida. Y la historia se repitió… Mamberto Paulista fue hospitalizado, 2 semanas en coma y cuando despertó otra vez era Alberto Carlos Mactas y su talento para el fútbol había desaparecido.

Hoy el… a veces Mamberto Paulista a veces Alberto Carlos Mactas vive en Uruguay, esa especie de limbo entre Argentina y Brasil. Allí el mira al cielo… divisa las estrellas mientras escucha futbol por la radio y sigue atendiendo la licorería que tiene en el barrio de Belvedere en la Montevideo que lo adoptó para siempre.

lunes, 24 de diciembre de 2018

Figurita 137 - Nicola Farloppa - Siena

Nicola Farloppa

El 24 de Diciembre del 2014 la Policía de Siena desbarató una de las más grandes operaciones de drogas y tráfico de niños en la península italiana. La operación conocida como “Regalos para Santa” hizo caer a una de las organizaciones más peligrosas de toda Italia.

Nicola Farloppa era un jugador del Siena que a sus 25 fue detenido vestido de Papá Noel, Santa Claus, San Nicolás, El viejito Pascuero o como usted guste llamarlo. Mientras repartía caramelos de droga más conocida como Cocaína de alta pureza a un contingente de niños cantores del cottolengo de Siena.
Según arrojó la investigación, la idea era drogar para luego secuestrar a estos niños para luego venderlos a zoológicos japoneses con el fin de hacer creer a los nipones que una nueva especie de mono-titi más desarrollado había sido encontrada en la sabana africana.

Nicola Farloppa quien fue encontrado con severas cantidades de polvo blanco por no decir cocaína debajo de su falsa barba con la que pretendía acercarse a las víctimas, no quiso declarar ante la prensa y mucho menos antes las autoridades que inmediatamente lo encarcelaron junto a otros 137 personas de todos los ámbitos como Bomberos, Azafatas de una reconocida aerolínea y vendedores de medias en la vía pública.

Este caso conmovió a toda la comunidad y los tabloides y programas de tv se llenaron de títulos como “¿En qué fallamos como sociedad?”, “Alguien puede pensar en los niños”, “Liberen a Willy” y “Gracias Marcelo”.
Miles de personas juntarán firmas para condenar estos crímenes y hasta el papa diría que “el Infierno es hogar de los atroces” pero tras unos meses todos se olvidarán. Hoy miles de niños son drogados por sujetos famosos y no vestidos de Papá Noel y son enviados a zoológicos Japoneses donde los crían como simios de inteligencia superior. Usted obviamente no esta enterado de esto ya que se la pasa haciendo clicks a noticias como “La foto de la vedetonga del momento que calentó las redes” o “el mensaje en código de cierto actor de segundo nivel a su compañera de reality show”.

Hoy Nicola Farloppa cumple una condena menor en la Cárcel de Bari, mientras sale goleador del torneo de Internos y se viste de Papá Noel cada 24 de Diciembre.